Cómo seducir a un hombre de Piscis en la cama


Ese hombre que se destaca por su timidez y sutileza, así como por ser tan esquivo cuando quieres abordarlo, tiene un camino directo a su corazón y este está relacionado con el sexo. Te contamos cómo es su personalidad y qué es lo que lo vuelve loco en la cama.

Cómo es el hombre de Piscis

Soñador: cuando el hombre de Piscis conoce a una mujer, comienza un mundo de sueños para él. Le encanta proyectar e imaginar cómo serán las cosas entre ambos. Su imaginación puede llevarlo a escenarios muy fantasiosos, pero esto puede jugar a tu favor si estás dispuesta a cumplir sus fantasías.

Discreto: le gusta oírte más que contarte acerca de sí. Si te abres con él y le cuentas tu vida, tus sueños y tus miedos, se sentirá tan cercano a ti que enamorarse será muy sencillo.

Sensible: es un hombre comprometido con causas sociales, ya que la sensibilidad lo lleva a sentir compasión por los más vulnerables. Si lo escuchas y te sumas a ese sentir tan universal que él tiene, tus caminos hacia él se abrirán.

Espiritual: su vida espiritual es intensa y le gusta tener una compañera que se interese por este aspecto de la vida tanto como él lo hace. Le gustan los misterios de la vida y es un gran convencido de que la ley del karma existe y viene a reclamar lo que se le debe.

Intuitivo: es capaz de darse cuenta de lo que te sucede sin que se lo digas. A su vez, intuye acontecimientos a nivel mundial y personal. Esta es un área que tendrás que aprender a amar en el hombre de Piscis.

Cómo le gusta hacer el amor a Piscis

Sutileza: a este hombre le gusta ir paso a paso y que le dediques tiempo a los juegos previos. Olvídate de los “rapiditos” en el ascensor o de hacer el amor cinco minutos antes de dormirte. Si quieres inspirarte, observa una escena de erotismo refinado de cine de este género, y sabrás cómo le gusta hacer el amor a Piscis.

Con aromas y algo más: el ambiente tiene que estar bien preparado, lo cual implica orden, dedicación, belleza, aromas y velas. A Piscis le gusta hacer el amor en un lugar que parezca una escenografía cinematográfica.

Entrega: deja de lado la costumbre de planificar la cena o de ver la mancha de humedad del techo mientras estás en plena acción erótica; al hombre de Piscis le seduce enormemente la entrega por parte de su chica. Quiere que estés en el aquí y el ahora en cuerpo y mente.

Espiritualidad: si logras mezclar el universo intangible de la espiritualidad con el físico de la sexualidad, fascinarás a un hombre que vive dividido entre ambos universos la mayor parte del tiempo.